Calavera: La calaca gorda

Don gordo siguió un consejo
“En el comer sé ligero”
Comía venado y conejo
pero los dos por entero.

Nomas se quedó difunto
con un palillo entredientes
el entierro fue otro asunto
lo cargaron ocho gentes.

Dicen que se aparece
si le brindas una copa
y lo que si te agradece
es un buen plato de sopa.

Autor: Juan Pablo Sánchez Moreno